PortadaNoticiasEl Arzobispo de Colonia bendice una capilla dedicada a San Josemaría
Noticias

El Arzobispo de Colonia bendice una capilla dedicada a San Josemaría

5 de septiembre de 2006

Etiquetas:
Ruthard v. Frankenberg

El cardenal Joachim Meisner ha bendecido la nueva capilla en la iglesia parroquial de San Pantaleón en Colonia, dedicada a San Josemaría Escrivá. “San Josemaría comunicaba el gusto por Dios“, dijo el cardenal.

El Arzobispo inciensa el nuevo altar
El Arzobispo inciensa el nuevo altar
“Es bueno que bendigamos aquí en San Pantaleón, un altar en su honor pues “Tus altares, Señor de los ejércitos, son mi hogar“ (cfr. S. 84, 4) Aquí podemos volver de nuevo a nuestro carisma original, regresar a lo que nos ha hecho saborear el Evangelio“. Así comentaba el arzobispo de Colonia en su homilía el acto de bendición y del depósito de la reliquia de San Josemaría en el frente del altar.

El Fundador del Opus Dei – siguió diciendo el cardenal – pertenece “a las grandes figuras y testigos del Evangelio“ que transmiten a las personas que se acercan a ellos el gusto por el Evangelio, el gusto por Dios. “Y este Dios tiene un sabor cada vez mayor. El gusto por Dios nos hace desechar todo aburrimiento, todo sinsabor, toda insipidez respecto a Dios y así siempre tenemos más apetito por este Dios y no podemos saciarnos con nada más que con este Dios vivo“.

Visita del Papa durante la Jornada Mundial en Colonia

El Papa Benedicto XVI contempló ya la nueva capilla de San Josemaría el 19 de agosto de 2005, poco antes de celebrar la liturgia de las Vísperas en el parque de la iglesia con seminaristas llegados de todo el mundo a Colonia para la Jornada Mundial de la Juventud. De camino hacia el altar mayor de la iglesia para un momento de oración en silencio ante el sagrario, el párroco von Steinitz le mostró la capilla, que por aquel entonces no estaba aún terminada. También estaban presentes, en la corta visita, el Prelado del Opus Dei, Obispo Javier Echevarría y su Vicario General.


La nueva capilla en San Pantaleón
La nueva capilla en San Pantaleón
La capilla de San Josemaría

La junta directiva de la parroquia ya había decido el año 2003 la reforma de la capilla gótica meridional y la encargaron al conocido escultor Elmar Hillebrand y a su hijo Clemens. El motivo fue que Elmar Hillebrand ya había realizado el altar del crucero bajo el coro alto, cuando la iglesia, fuertemente dañada durante la guerra, fue restaurada definitivamente en 1985. La fundación coloniense Dr. Zieseniß-Krambo ha contribuido principalmente al éxito del proyecto de la nueva capilla.

Igual que en la capilla del ábside norte, la detallada ventana, también procede del gótico tardío. Los nuevos cristales son de onix de Bernstein finísimo. En el centro muestra a la Sagrada Familia en el taller de Nazaret, una amable escena, obra de Clemens Hillebrand. Por un lado quiere destacar el ejemplo de la Familia de Nazaret para todas las familias – especialmente hoy en día, en que la institución familia se vé sometida a una presión cada vez mayor. Pero también contiene el motivo una referencia al valor santificador del trabajo profesional que se manifiesta en los años ocultos de Jesús como artesano en Nazaret. El fundador del Opus Dei publicó una homilía con el título “En el taller de José“ (http://www.escrivaobras.org/book/es_cristo_que_pasa/indice/5) que predicó en el año 1963 en la que condensó su continuo mensaje sobre la santificación del trabajo ordinario con la fórmula: “santificar el trabajo, santificarse en el trabajo, santificar a los demás en el trabajo“.

En la cara norte de la pared de la capilla está empotrado el bajorelieve con la cabeza de San Josemaría que dirge su mirada al nuevo altar. El modelo de cera para esta obra, como se ve en la imagen, permite reconocer mejor la recia bondad del santo.

Con el altar de mármol portugués de color rosa Elmar Hillbrand (padre) retoma la imaginería de su altar del crucero, de mayores dimensiones. El nuevo altar tiene ciertamente menos decoración escultórica: concretamente una guirnalda de flores con una rosa en el centro. También esto es una alusión: La rosa era una flor preferida de San Josemaría. En la guerra civil recibió bajo la forma de una rosa de madera una señal de la misericordia de Dios (cfr. Andrés Vázquez de Prada, El Fundador del Opus Dei Josemaría Escrivá, Tomo 2, p. 193).

Las viejas paredes onduladas del gran nicho de la capilla han sido decoradas con pintura de tonos suaves por Clemens Hillebrand (hijo). Los arcos, que varían ligeramente, y los modelos geométricos armonizan con los dibujos florales más antiguos de Clemens Fischer situados bajo el coro alto.


Modelo de cera del relieve
Modelo de cera del relieve
La Prelatura del Opus Dei y la parroquia San Pantaleón

El párroco de San Pantaleón, Mons. Dr. Peter von Steinitz pertenece al clero de la Prelatura Personal Opus Dei. En lo que se refiere a sus tareas como párroco está únicamente al servicio del Arzobispado de Colonia. En el domicilio parroquial viven con él también algunos laicos que pertenecen al Opus Dei.
En Colonia el Opus Dei atiende a sus miembros y amigos en diversos lugares, entre otros en la parroquia de San Pantaleón. La actividad pastoral se extiende al ofrecimiento de un amplio horario de confesiones, a numerosos retiros espirituales y a la atención de personas ancianas y enfermas del territorio de la parroquia.
Como el mismo cadenal Meisner expuso en la bendición, la nueva capilla con la imagen y el altar de San Josemaría evoca a todos los visitantes de la iglesia “algo de su propia patria espiritual“ en la iglesia.